“Recycle- Safe: El proyecto que une a CIPA y a la comunidad científica internacional”

El proyecto que agrupa a CIPA, junto a investigadores del Biobío y también de España, busca eliminar los componentes peligrosos de los plásticos presentes en envases y embalajes y así mejorar la calidad de vida de la población y fomentar la economía circular en la región y el país

En el marco del subsidio “Fortalecimiento al Desarrollo Científico Técnico” impulsado por la Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo (ANID) a los centros de investigación regionales, el Centro de Investigación de Polímeros Avanzados (CIPA) está desarrollando el programa “Recycle-Safe”, cuyo objetivo emplear diferentes técnicas de análisis y proponer pretratamientos para identificar compuestos peligrosos presentes en plásticos de envases y embalajes.

El origen del proyecto tiene como motivación la actual contaminación de plásticos en el planeta, cuyos efectos adversos no están siendo revelados a tiempo por entes científico-técnicos a nivel nacional y regional. Lo anterior, puede desencadenar un impacto nocivo y negativo para la población, por lo que es fundamental para CIPA aportar una base de conocimientos sobre la presencia de estos contaminantes peligrosos y la forma en como removerlos.

En ese sentido, mediante una jornada híbrida, se realizó el conversatorio “Recycle-Safe: Soluciones avanzadas, sostenibles y seguras para el reciclaje de envases de plástico”, con el fin de divulgar el proyecto. Este tendrá dos líneas investigativas; la primera, tiene el desafío de emplear diferentes técnicas de análisis y proponer pretratamientos para identificar los compuestos peligrosos presentes en los plásticos de los envases y embalajes y la segunda, se encargará de estudiar la separación de estos mediante tecnologías de purificación utilizadas en procesos de reciclajes mecánicos y químicos.

La charla contó con la presencia de investigadores internacionales, como fueron, Rebeca Bouza y Sonia Dopico de la Universidad de la Coruña (España), Soraya Rodríguez de la Universidad de Valladolid (España) y Sixto Arnaiz del Centro Tecnológico Gaiker (España).   Además, participaron miembros de la comunidad científica regional en su calidad de investigadores principales y asociados al proyecto: Laura Azocar, de la Universidad Católica de la Santísima Concepción, Sergei Alejandro de la Universidad del Bío-Bío y David Contreras de la Universidad de Concepción.

Durante la reunión encabezada por Claudio Toro, director de CIPA y además, investigador principal en el proyecto, comentó que, “para el desarrollo de Recycle-Safe, desde CIPA, hemos convocado a un Comité Científico Técnico compuesto por investigadores internacionales, y regionales con los que trabajamos en conjunto. Mediante esta reunión pudimos abordar los primeros desafíos del proyecto, que inició a finales de 2023 y que tiene como fecha cúlmine el 2027”, además explicó que, “para nuestro centro es un tremendo beneficio trabajar con otras instituciones porque extendemos nuestras capacidades y así también podemos dar mayor alcance a la transferencia de conocimiento que estamos generando desde la Región del Biobío”.

El proyecto también busca entregar insumos para una gestión adecuada y el reciclaje del plástico contribuyendo a la economía circular y al aprovechamiento de materiales plásticos y materias primas. En ese sentido, Saddys Rodríguez, investigadora de CIPA y Directora del Proyecto Recycle-Safe, señaló que, “cuantificar, identificar y clasificar estos componentes peligrosos en el plástico es fundamental ya que dificultan los procesos de reciclaje tanto químico como mecánico”.

La investigadora enfatizó en la importancia del comité por la envergadura del programa, “debemos tener en cuenta que esta es una línea nueva de investigación para CIPA, de manera que las capacidades analíticas y la experiencia de los investigadores extranjeros nos permitirá llevar a buen termino este proyecto”, y añadió que, “la apertura en este tipo de instancias no solo favorece a CIPA, sino que también a los estudiantes y a todos los miembros de las comunidades científicas, ya que se abren las puertas a más pasantías, visitas académicas e intercambios  con otras instituciones para profundizar el aprendizaje”.

Los resultados del proyecto Recycle-Safe serán difundidos con la comunidad científica y se generarán acciones para la divulgación hacia los públicos de interés locales y las entidades educativas mediante la participación del CIPA en el Proyecto Regional Explora Biobío.

No Image Found